Duelo y Pérdidas

A lo largo de nuestras vidas, las personas vamos pasando por varios procesos de duelo como consecuencia de la experiencia de sufrir una perdida personal. La muerte de un ser querido, un divorcio o una relación que se acaba, la pérdida de la salud, el trabajo, la amistad, etc.

A medida que avanzamos en nuestro ciclo vital, nos vamos enfrentando a distintos procesos de duelo que forman parte de la normalidad de la vida. El proceso de duelo es doloroso, si bien, es un proceso normal que se puede vivir con naturalidad o se puede complicar dependiendo de las circunstancias de la pérdida o de la complejidad del vínculo con la persona que perdemos.

Según el modelo de Kübler-Ross (1969), el proceso de duelo consta de 5 etapas:

1-Negación
2-Ira
3-Negociación
4-Depresión
5-Aceptación

El ir superando las distintas etapas del duelo es doloroso pero al mismo tiempo permite a la persona ir fortaleciéndose y conquistar en su interior una cierta tranquilidad. Si en cambio la tristeza se alarga en el tiempo y la vida de la persona se deteriora mucho es aconsejable acudir a un profesional para poder atravesar las 5 etapas del duelo.